ES BUENO LEVANTAR  LA DIGNIDAD DE LA PERSONA 

  1. CONOCIENDO LA  AUTO - ESTIMA 
  2. ¿QUE ES LA DIGNIDAD HUMANA?
  3. LO CORRECTO ES HABLAR DE DIGNIDAD HUMANA
  4. EVANGELIZEMOS UTILIZANDO LA DIGNIDAD  HUMANA 

Con el propósito de deslindar toda confusión que se viene dando en la formación de la personalidad de nuestros hijos, y la pérdida de estima personal, para solucionar estos defectos se esta utilizando la auto-estima, con el propósito de dar a conocer a Dios, esto no es cierto, por eso queremos poner a la luz de la razón y la verdad el daño que está causando el uso de laAuto-estima, como solución de los problemas personales, por eso la consideramos que no es Cristiana,  porque destruye la humildad, la gratitud,  la bondad y el amor a la vida.   Sobre todo la Auto-estima  desplaza a Dios de nuestra vida.

La Auto-estima intenta desplazar a Dios de nuestras vidas, porque el término Auto significa yo mismo, yo mismo soy, yo mismo puedo, no necesito de Dios, por eso la auto-estima no es cristiana.  El propósito central de la Auto-estima es desplazar a Dios de nuestras vidas.  Vamos a dar una salida al indebido uso de la auto-estima, proponemos una mejor alternativa,  es: “levantar nuestra dignidad humana”, que levantar la auto-estima.  Levantar la dignidad humana, guarda en su definición  las grandes facultades, virtudes y valores que Dios nos ha dado desde la concepción, y  los valores de vida que son: la verdad, la justicia, la unidad, la libertad, la paz, la armonía, la vida, valores que enseñó Jesús cuando nos trajo el mensaje de salvación, es importante seguir viviendo estos valores para levantar la dignidad humana, y la moral.

Los valores de vida  dados por Dios para ser dignos hijos de Dios  es hechura de sus manos, porque nos creo a su imagen y semejanza. Muchos charlistas quieren introducir la Auto-estima en la Iglesia Católica, con el pretexto de ayudar  a superar el estrés.  La mejor forma de superar el estrés, es conociendo  y acercándonos a Dios, con todas nuestras fuerzas, con toda nuestra Alma.  Dios en nuestra vida es la mejor medicina para el estrés y no la Auto-estima. 

1. CONOCIENDO LA AUTO-ESTIMA

Mucho  se habla de auto – estima, y en el mundo globalizado, se viene introduciendo este término con mucha fuerza, haciéndonos creer que es lo mejor para salir del stress y de la baja estima personal. Pareciera que la “auto-estima”  se está introduciendo en nuestra Iglesia Católica. Explicaremos porque la Auto-estima no es cristiana.
 La  “auto-estima” es una palabra, un concepto y una enseñanza “moderna”,  que se está  estableciendo como un “valor” prácticamente en casi todos los ámbitos de la sociedad actual.  Lo que es más preocupante,  se ha establecido en el ambiente religioso, incluyendo a nuestra  Iglesia  Católica. Todo esto es por un  gran desconocimiento de la palabra de Dios.  Es mejor hablar de levantar  nuestra Dignidad Humana,  y no de levantar  la “auto-estima”.

  1. La “auto-estima” No es cristiana, sin embargo la están vendiendo y están avanzando aun en nuestra Iglesia,  por estas razones es importante informar  lo siguiente:

En la Sagrada Escritura nunca se nos habla del valor que tiene el ser humano “por sí mismo”, no habla de la estima de uno mismo, de la confianza en uno mismo, de la fe en nosotros mismos, todo lo contrario, la Biblia nos enseña el aprecio y la estima a Dios, y nos recomienda la confianza y la fe en Dios.Además nos manda en forma imperativa “amar a Dios sobre todas las cosas”, nos recomienda negarnos así mismo, esto JESUS lo confirma en el libro de Mt 16,24, y dice: Si alguno quiere seguirme niéguese así mismo y tome su cruz y sígame”.

Este tema de la negación de uno mismo y de preferir a dios y de respetar la dignidad de los demás,  aparece a lo largo de toda la Biblia. Jesús es su ejemplo más claro.  Nos asegura que al negarnos a nosotros mismos  y al poner  las cosas en ese orden, seremos felices. A propósito les recordamos cuando Jesús dice: “si alguno quiere ser el primero, que se haga el ultimo  de todos y el servidor de todos”. 

Si queremos buscar lo mismo con la “auto-estima”, estaremos por un camino equivocado, no debemos seguirlo. El término “Auto-estima”, exalta el “Yo” y alimenta el ego, este término nos lleva a envanecernos en  egoísmo. Además, la palabra “auto”, es un término que desplaza a Dios.   Porque “auto” significa que uno mismo  puede manejarse   sin la ayuda de Dios,  esto  es dejar  de lado  el Amor de Dios sobre todas las cosas. 

  1. Aún en el Antiguo Testamento, Dios nos advierte, el peligro de confiar en nosotros mismos.  En el libro de Jeremías 17,5 dice, el Señor: “¡maldito aquel que  confía en el hombre, y su confianza está en el hombre!”.  A  nuestros hermanos, les recomendamos que tomen muy en cuenta esta cita bíblica,  para no caer en la soberbia,  para confiar en Dios y No en la auto-estima.
  2. La “Auto-estima”  nos lleva al egocentrismo, es decir que dependemos de nosotros mismos, nos enseña a ser  rebeldes, desagradecidos, ingratos con Dios y engreídos, nos hace autosuficientes, en resumen nos hace creer  que no necesitamos a Dios.

¡Advertimos una  vez más,  la auto-estima  no es cristiana! La “auto-estima”, nos lleva a que seamos nosotros el centro de nosotros mismos (ego-centrismo) y a que nos sirvamos solamente a nosotros mismos (egoísmo). Pero cristo nos lleva a que Dios sea nuestro centro, porque dios es amor. Y que únicamente sirvamos a dios.   La auto-estima nos hace infieles a Dios, es mejor  ser fiel a Dios  sobre todas las cosas.

  1. En el Magisterio de la Iglesia, nunca se ha hablado de la Auto-estima. Siempre se ha enseñado que poco valemos ante Dios y que poco somos sin Dios.  Es más: que por nuestra cuenta sólo podemos y sabemos pecar.  Tomemos el ejemplo de un  gran maestro de la Iglesia, San Alfonso María de Ligorio,  nos enseña que no somos capaces por nosotros mismos de hacer nada bueno, porque cualquier bien que hagamos viene de Dios y cualquier cosa buena que tengamos pertenece a Dios. Que distinto es lo que nos enseña la auto-estima, nos lleva al “amor propio”.  El aprecio de uno mismo, es decir nos enseña a ser egoísta,  esto de ninguna manera es cristiano. Solo los ateos, pueden enseñar  la auto-estima, y así están rompiendo la amistad con Dios.
  2. Los seguidores de la  “auto-estima”, al interpretar erróneamente el mandamiento amar a Dios sobre todas las cosas, quiere decir que DIOS esta por encima de todas las cosas y de nosotros mismos, esto la Biblia  lo dice, siempre nos dice que debemos amar a Dios sobre todas las cosas, se están confundiendo los términos, porque amarse a uno mismo es una cosa muy distinta que amar a Dios sobre todas las cosas, amarse a uno mismo es buscar  la exagerada complacencia... y ¿dónde en la Sagrada Escritura se nos mandó eso?  Amar a los demás no significa estimarlo por sus cualidades, sino más bien, buscar su bien sin tener en cuenta sus cualidades, ni sus defectos.  ¡Qué distinto es  lo que nos enseña  la “auto-estima”!.  Los católicos  debemos enseñar  y orientar de acuerdo a lo que nos manda la Biblia.
  3. Los conferencistas de la auto-estima no han tomado en cuenta lo que dice la  Biblia y por este error, han logrado  sustituir  a Dios por el “Yo”  personal.  Al respecto  San Pablo nos advierte  lo que ocurrirá en los últimos tiempos: los hombres se amaran mas así mismo  que  a  Dios, y todo bajo la apariencia del bien”.  Esta cita de  Pablo es contundente para demostrarnos que la “auto-estima no es cristiana”
  4. Debemos reconocer que hemos sido creados a imagen y semejanza de Dios,   nuestro cuerpo es templo de Dios,  por estas razones  debemos levantar nuestra dignidad y la dignidad de los demás en especial de nuestra familia. Para que esto se cumpla debemos conocer, rehabilitar y cultivar  los valores de vida ya mencionados, así conseguiremos triunfar en la vida pero siempre con la ayuda de Dios, y con la ayuda que puede ser  de  un orientador familiar cristiano, o algunos profesionales en conducta humana cristianos.

También es importante poner de nuestro lado  toda nuestra buena voluntad. Si hemos conseguido levantar nuestra dignidad humana, así también podemos superar cualquier estrés.  Como cristianos comprometidos tenemos el deber de defender el derecho humano de la dignidad de las personas.  Solo así no tendremos la necesidad de dejarnos llevar por los seguidores de la auto estima.

2. ¿QUE ES LA DIGNIDAD HUMANA?

Es conocer la divinidad que existe en nuestra  naturaleza interna  como la expresión del alma, está dotado de grandes facultades, cualidades, virtudes, moral, libertad espiritual. Con estas facultades logramos grandes avances científicos y tecnológicos, por todas esas razones nos hacemos dignos ante Dios y ante la humanidad, nuestra  creatividad  e  inteligencia,  nos hacemos dignos ante los demás.

Otro  concepto de  dignidad humana dice: “Dignidad es el valor humano, espiritual y moral que tienen las personas”, en este concepto, la moral se entiende como la capacidad de discernimiento que  tenemos para decidir, porque hemos  sido creados a imagen y semejanza de Dios.  En la política, nuestra Constitución le da una gran importancia a la dignidad humana,  en su Art. Nº 1, dice: “La defensa de la persona humana y el respeto de su  dignidad son el fin supremo de la sociedad y del Estado”.  Por todas estas razones es importante levantar la  dignidad humana, más que levantar la auto-estima.

Hay muchos escritos que  provienen de la palabra de Dios, que  nos dan referencias exactas y fáciles de comprender, desde una perspectiva  espiritual,   nos enseña   la potencia moral que tenemos en nuestra vida espiritual,  que contiene grandes cualidades y facultades que aun faltan conocerse. Si dignidad significa ser merecedor de algo,  es precisamente lo que Dios nos  ha otorgado,  para que podamos enseñorearnos de toda la creación. Todo este don hace que la dignidad de la persona sea cristiana.

Hay personas que les resulta extraño hablar sobre la Cristiandad, porque piensan  que se trata de algún  tipo de religiosidad,   la palabra  cristiano  es la denominación  propia y real  de nosotros,  que hemos sido creados a imagen y semejanza de Dios, su palabra para nosotros  es ley moral,  que debemos cumplir.   Luego, dignidad humana es un término cristiano.

3. LO CORRECTO ES HABLAR DE DIGNIDAD

Si queremos dar una formación mas sólida  e integrada a  nuestros hermanos   lo correcto es enseñarles a levantar la dignidad humana y no la Auto-estima. La Auto-estima exalta el Yo, alimenta el Ego, produce orgullo, engendra soberbia y arrogancia,  seria fatal  enseñarles  Auto-estima a  nuestros hijos,  esto significaría la destrucción  de su   personalidad, porque desplazarían  todos los valores de vida que son: La Verdad, La Justicia, La Unidad, La Libertad, La Paz, La Armonía, La Vida.

Los Valores de Vida son: Un conjunto  de elementos de vida, que están íntimamente ligados a  nuestra vida interna, están en nosotros desde el momento que tenemos vida.  Debemos conocerlos, rehabilitarlos y cultivarlos para triunfar en la vida.

Los valores de vida los consideramos la mejor alternativa  para formar íntegramente la dignidad humana, porque sus elementos están en nuestra naturaleza interna.  Esta es la  diferencia que existe con algunos autores que buscan los valores en la parte externa donde todo es cambiante y relativo. Por eso trataremos de  explicar que las potencialidades de las personas  se encuentran en sus valores internos de vida.

Los grandes psicólogos de EEUU  fueron los que idearon el programa de la Auto-estima. El resultado fue un gran fracaso, fue la época de los hippies, se perdieron en EEUU más de 20 millones de jóvenes.  Los psicólogos ante este fracaso de la Auto-estima, pidieron perdón al pueblo Norteamericano, esperamos que esto no ocurra en nuestro país. 

La Dignidad Humana hace que manifestemos nuestras facultades y potencia moral que llevamos dentro de nuestra “vida”. Sin embargo la Auto-estima despierta sutilmente la rebeldía, la ingratitud  y el engreimiento, al final nos lleva al fracaso total de nuestra vida, como sucedió con los Hippies de EEUU.

Lo ideal para tener una personalidad lucida con fuerza moral es levantar la Dignidad Humana  y manifestar todos los valores que nos hacen dignos de ser seres humanos creados por Dios, para crear una personalidad más sólida con capacidad de discernimiento, enseñando al niño  a valorar su dignidad y  la dignidad  humana  de los demás.

4. EVANGELICEMOS UTILIZANDO LA DIGNIDAD

Evangelicemos tomando nuevas estrategias para acercarse a grupos humanos que están totalmente alejados de Dios, y en muchos casos se encuentran en stress, llevando para ellos  buenas noticias, que es  el tema de la dignidad humanaasí puede enlazarse fácilmente con el Evangelio  de Dios,  la salvación en  nuestro Señor Jesucristo.

Los charlistas de la Auto - Estima  nos toman la delantera, porque ellos muy organizadamente han entrado a las instituciones públicas  y religiosas donde sus mensajes nos tratan de alejar de Dios, como cristianos esto no podemos aceptarlo,  porque tenemos  hambre de conocer  la Verdad, y la  Dignidad Humana  que Dios nos ha dado.

Si difundimos  el tema de la Dignidad Humanacon poder y autoridad, podemos poner un cierto equilibrio en las decisiones  que toman los jóvenes para enriquecer su personalidad,  para cumplir con lo manifestado proponemos a la iglesia que evangelice con los valores de vida, basados en el valor mas importante la verdad,  para levantar la dignidad de la niñez, jóvenes y adultos,  que sus vidas están  destruyéndose, por falta de orientación cristiana, basado en los valores de vida.

Convencer al gobierno, que tenga una Política Nacional de Familia como columna vertebral del plan de gobierno con un presupuesto no menos del 3%, donde participen todos los estamentos del Estado y los Gobiernos Municipales y Regionales, para conseguir disminuir considerablemente la violencia familiar,  que es el flagelo que esta destruyendo  a las familias y  por estas razones hay una baja dignidad en las personas.

Estudiar como hacer un plan para levantar la dignidad de las personas, tomando lo positivo del programa, como levantar la auto – estima, agregando conceptos sabios tomados de la Biblia y los valores de vida como un agregado muy positivo.

Una vez más permítanos señalar  que el termino auto - estima por todo lo explicado no es cristiano.   La pregunta es  ¿cómo se ha podido infiltrar en nuestra iglesia?,  ¿cómo es que nuestros pastores no se dan cuenta?,  ¿cómo es que el demonio sigue llevando adelante los planes de  la auto - estima?  Es hora que detengamos el avance del demonio en  el interior de la iglesia, que con mucha habilidad se esta introduciendo.

Pedimos a todos los cristianos que con una profunda oración  nos acerquemos mas a dios para sacar la auto - estima de nuestra iglesia como método de superación personal.   Solo Dios nos puede sanar de todos los males, incluso del stress, para dios no hay nada imposible,  es prudente que orientemos cristianamente a nuestros jóvenes ayudados por la palabra de Dios, solo así saldremos del stress y nos alejaremos del demonio, que esta tratando de destruir a las familias con la tentación de la auto-estima.

Los valores de vida son el camino para llegar a la moral y  la base para levantar nuestra dignidad.

Lima-Perú, 09/06/2008                                                                           Autor: Ing. Hernán Vásquez Cabrera